Argentina | Santa Cruz | 31-10-2015

Por más de cuatro horas, en nueva audiencia judicial, amparistas, municipio y provincia, con equipos técnicos analizaron impacto en las reservas urbanas. Inicialmente por la obra de pavimento de Crucero General Belgrano, pero también analizaron una situación de larga data, el asentamiento, la gestión de residuos y cloacas. Una comisión taller técnica evaluará los pasos a seguir.

Por más de cuatro horas se extendió ayer, una nueva audiencia en el marco del amparo colectivo ambiental en el Juzgado de Primera Instancia N° 2, esta vez en relación con el impacto de la obra de pavimentación de la calle Crucero General Belgrano, sobre la Reserva Natural Urbana Laguna de Marina.
Es en la causa Ivanissevich María Laura y Otros contra Estado Provincial y Otros S/Amparo que tramita el juez Francisco Marinkovic, y tiene varias aristas, entre otras, la gestión del vaciadero, sobre lo que el municipio va dando cuenta mediante informes periódicos, las acciones que concreta para menguar su impacto ambiental y social.
En este sentido, ayer presentó el informe correspondiente a la maquinaria que incorporó, parte de la presentada la semana anterior, por una inversión de más de $ 22 millones con fondos provenientes del canon de Infraestructura Social de la Ley de Extensión de Concesiones de YPF.
Así lo informó a TiempoSur el secretario de Gobierno de la Municipalidad de Río Gallegos, Jorge Cabezas, que asistió a la audiencia pública en este caso por el incidente RNU, de la que participaron los amparistas, Secretaría de Medio Ambiente y municipio con sus áreas técnicas, el diputado por municipio.
En la oportunidad se discutió sobre la incidencia de la pavimentación de la calle Crucero General Belgrano y su impacto sobre la Laguna de Marina. Los amparistas trataron de frenar la obra en su etapa final, hasta tanto se analice el impacto.
En sus presentaciones habían advertido sobre rellenos y otras intervenciones que se realizaban, sin que hubiera un Estudio de Impacto Ambiental.
La audiencia concluyó con una orden de constituir un taller de trabajo en el que participen técnicos de la Universidad, municipio y Medio Ambiente, que se reunirá el próximo jueves.
Esta comisión deberá valorar la incidencia que la obra de pavimentación tuvo sobre la laguna, toda vez que el EIA que debió haberse realizado en forma previa no está acreditado, y la obra está a punto de concluir.
Cabezas dijo que “lo que se discutió es de qué manera remediar el impacto que pudo haberse producido en esta RNU”, dijo.
Fue considerado que el impacto sobre la reserva no sólo está dado por la obra de pavimentación, sino también el asentamiento, los desagües cloacales, su utilización para tirar hasta residuos peligrosos como aceites, metales pesados, pilas y demás.
“Es lo que tendrá que revisar esta comisión, para ver de qué manera puede remediarse esta situación, que lleva varios años”, explicó Cabezas.
El funcionario admitió que este proceso tendrá incidencia en el próximo Gobierno municipal, por lo que el juez Marinkovic tiene previsto citar a las nuevas autoridades electas.
Vaciadero. En otro orden, Cabezas dijo que el municipio sigue brindando los informes que son solicitados periódicamente. Ayer, el correspondiente a la maquinaria incorporada, como también los relacionados con el cese del fuego y remediación del sector hasta tanto se materialice el funcionamiento de la nueva planta.
Además de controlar que no se produzca quema, el destino de maquinaria era una de las premisas, junto con establecer mecanismos de control del ingreso y egreso. Por eso, el municipio dispuso a metros del acceso una serie de contenedores para que los vecinos no tengan que adentrarse en el predio para la disposición final de sus residuos.
En tanto la única solución sigue siendo la nueva planta de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos y la remediación del actual predio.
Transporte. En relación con el transporte público de pasajeros y la concesión de Línea 7, a partir de publicaciones de zona norte que daban cuenta del retiro de la empresa que presta el servicio en Caleta Olivia, perteneciente a la misma firma, Cabezas dijo que la empresa sigue brindando el servicio en forma normal.
Reconoció que el municipio continúa con deudas anteriores que están tratando de regularizarse.


FUENTE: Tiempo Sur ( Argentina )